Poesia

Anne Brontë: Súplica

enero 17, 2016

“… nunca más
Tus sonrisas resplandecientes me llenara de gozo;
Pero puedo pasar la vieja puerta de la iglesia,
Y caminar el piso que te cubre…”

AB

Recordamos a la poeta inglesa en el aniversario de su nacimiento.

“Súplica”

Oh, estoy muy cansada,
A pesar que las lágrimas ya no fluyen;
Mis ojos están cansados de llorar,
Mi corazón está enfermo de dolor;

Mi vida es muy solitaria
Mis días pasan con dificultad,
Estoy cansada de lamentaciones;
¿No vendrías por mí?

Oh, tú que conoces mis anhelos
Por ti, día a día,
Mis esperanzas, tantas veces arruinadas,
¡Tú no te demorarías tanto!

Anne Brontë

Traducción de Juan Diego Amoroz

Poema original en inglés:

“Appeal”

Oh, I am very weary,
Though tears no longer flow;
My eyes are tires of weeping,
My heart is sick of woe;

My life is very lonely,
My days pass heavily,
I’m wearing of repining,
Wilt thou not come to me?

Oh, didst thou know my longings
For thee, from day to day,
My hopes, so often blighted,
Thou wouldst not thus delay!

Anne Brontë

Anne Brontë nació en Thorton, Yorkshire del Oeste, Reino Unido, 17 de enero de 1820.
Novelista y poetisa, fue la más joven de las hermanas Brontë. Juntas, en su niñez inventaron dos mundos a los que llamaron Gondal y Angria y sobre ellos escribieron.
Su primera novela, “Agnes Grey”, fue inspirada tras un tiempo en el que trabajó como institutriz con la familia Ingham, en Blake Hall, encontrándose con unos niños rebeldes y mimados con los que era imposible hacer su labor, abandonando pronto la casa. Posteriormente, ejerciendo el mismo oficio, entro al servicio del reverendo Edmund Robinson en Thorp cerca de York, donde aunque se repitió la misma escena con las dos hijas del matrimonio, logró controlar la situación y desempeñar de su labor docente, estas niñas no la olvidarían nunca.
Su corta vida, profundamente melancólica, se desarrolló entre sus clases, su obra como escritora, sus largos paseos por la playa de Scarborough en vacaciones, y el cuidado obsesivo que tenían las tres hermanas, Emily, Charlotte y Anne, por su hermano Branwell; el alcoholismo que éste padeció, le inspiró su novela. “La inquilina de Wildfell Hall”, muy criticada en su tiempo, por la dureza del tema para ser escrito por una mujer.
Branwell, Emily y Anne murieron de tuberculosis a una edad muy temprana.
Murió en Scarborough, el 28 de mayo de 1849, con sólo 29 años de edad, siendo enterrada en el cementerio de esa localidad, el bello lugar en el que vivió sus momentos más felices.

También de Anne Brontë en este blog:

“Anne Brontë: El penitente”: AQUÍ

You Might Also Like

No Comments

Deja un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.