Literatura, Poesia

Federico García Lorca: estrenó Yerma hace 77 años

Diciembre 29, 2011

Garcia Lorca y Margarita Xirgu.jpg

“A la nana, nana, nana,
a la nanita le haremos
una chocita en el campo
y en ella nos meteremos…”

Federico García Lorca, estreno “Yerma”, en el Teatro Español de Madrid el 29 de diciembre de 1934. Los intérpretes protagonistas fueron: Margarita Xirgú y Enrique Diosdado.

“Yerma”

(Fragmentos)

(El Marido sale y Yerma se dirige a la costura, se pasa la mano por el vientre, alza los brazos en un hermoso bostezo y se sienta a coser.)

¿De dónde vienes, amor, mi niño?
«De la cresta del duro frío.»

(Enhebra la aguja)

¿Qué necesitas, amor, mi niño?
«La tibia tela de tu vestido.»
¡Que se agiten las ramas al sol
y salten las fuentes alrededor!

(Como si hablara con un niño.)

En el patio ladra el perro,
en los árboles canta el viento.
Los bueyes mugen al boyero
y la luna me riza los cabellos.
¿Qué pides, niño, desde tan lejos?

(Pausa)

«Los blancos montes que hay en tu pecho.»
¡Que se agiten las ramas al sol
y salten las fuentes alrededor!

(Cosiendo)

Te diré, niño mío, que sí.
Tronchada y rota soy para ti.
¡Cómo me duele esta cintura
donde tendrás primera cuna!
¿Cuándo, mi niño, vas a venir?

(Pausa)

«Cuando tu carne huela a jazmín.
¡Que se agiten las ramas al sol
y salten las fuentes alrededor!

Acto primero
Cuadro Primero

¿Por qué duermes solo, pastor?
En mi colcha de lana
dormirías mejor.

Tu colcha de oscura piedra,
pastor,
y tu camisa de escarcha,
pastor,
juncos grises del invierno
en la noche de tu cama.

Los robles ponen agujas,
pastor,
debajo de tu almohada,
pastor,
y si oyes voz de mujer
es la rota voz del agua.

Pastor, pastor.
¿Qué quiere el monte de ti,
pastor?
Monte de hierbas amargas,
¿qué niño te está matando?
¡La espina de la retama!

Acto primero
Cuadro Segundo

¡Ay qué prado de pena!
¡Ay qué puerta cerrada a la hermosura,
que pido un hijo que sufrir y el aire
me ofrece dalias de dormida luna!

Estos dos manantiales que yo tengo
de leche tibia, son en la espesura
de mi carne, dos pulsos de caballo,
que hacen latir la rama de mi angustia.

¡Ay pechos ciegos bajo mi vestido!
¡Ay palomas sin ojos ni blancura!
¡Ay qué dolor de sangre prisionera
me está clavando avispas en la nuca!
Pero tú has de venir, ¡amor!, mi niño,
porque el agua da sal, la tierra fruta,
y nuestro vientre guarda tiernos hijos
como la nube lleva dulce lluvia.

Acto segundo
Cuadro segundo

Señor, que florezca la rosa,
no me la dejéis en sombra.

El cielo tiene jardines
con rosales de alegría:
entre rosal y rosal,
la rosa de maravilla.

Rayo de aurora parece
y un arcángel la vigila,
las alas como tormentas,
los ojos como agonías.

Alrededor de sus hojas
arroyos de leche tibia
juegan y mojan la cara
de las estrellas tranquilas.

Señor, abre tu rosal
sobre mi carne marchita.

Escucha a la penitente
de tu santa romería.

Abre tu rosa en mi carne
aunque tenga mil espinas.

En el río de la sierra
la esposa triste se bañaba.

Por el cuerpo le subían
los caracoles del agua.
La arena de las orillas
y el aire de la mañana
le daban fuego a su risa
y temblor a sus espaldas.

¡Ay qué desnuda estaba
la doncella en el agua!
¡Ay cómo se quejaba!

¡Ay marchita de amores!
¡Con el viento y el agua!

¡Que diga a quién espera!
¡Que diga a quién aguarda!
¡Ay con el vientre seco
y con la color quebrada!

Cuando llegue la noche lo diré
cuando llegue la noche clara.
Cuando llegue la noche de la romería
rasgaré los volantes de mi enagua.

Y en seguida vino la noche.
¡Ay que la noche llegaba!
Mirad qué oscuro se pone
el chorro de la montaña.

¡Ay qué blanca
la triste casada!
¡Ay cómo se queja entre las ramas!

Amapola y clavel serás luego,
cuando el Macho despliegue su capa.

Si tú vienes a la romería
a pedir que tu vientre se abra,
no te pongas un velo de luto,
sino dulce camisa de Holanda.

Vete sola detrás de los muros,
donde están las higueras cerradas,
y soporta mi cuerpo de tierra
hasta el blanco gemido del alba.

¡Ay cómo relumbra!
¡Ay cómo relumbraba!
¡Ay cómo se cimbrea la casada!

¡Ay que el amor le pone
coronas y guirnaldas,
y dardos de oro vivo
en sus pechos se clavan!

Siete veces gemía,
nueve se levantaba.
Quince veces juntaron
jazmines con naranjas.

¡Dale ya con el cuerno!
Con la rosa y la danza.
¡Ay cómo se cimbrea la casada!

En esta romería
el varón siempre manda.
Los maridos son toros,
el varón siempre manda,
y las romeras flores,
para aquel que las gana.

Dale ya con el aire.
Dale ya con la rama.
¡Venid a ver la lumbre
de la que se bañaba!

Como junco se curva.
Y como flor se cansa.
¡Que se aparten las niñas!
¡Que se queme la danza
y el cuerpo reluciente
de la limpia casada!

El cielo tiene jardines
con rosales de alegría:
entre rosal y rosal,
la rosa de maravilla.

Acto tercero
Cuadro segundo

“En Yerma, Federico narra la historia de una campesina de llamada Yerma, frustrada y obsesionada al no poder engendrar hijos con Juan, su marido. La obra aborda el conflicto interno de una mujer casada que anhela y busca de forma infructuosa ser madre. La tragedia de la protagonista es anunciada por su nombre y materializada por la posible esterilidad de su pareja. Juan, no puede engendrar hijos. Yerma mata a su marido. Sus convicciones morales no le permitían tener hijos con otro hombre que no fuera él, mientras éste viviera. Aunque de forma irónica, la acción de Yerma es una respuesta radicalmente tradicionalista al mismo tiempo.”

*En la fotografía Federico García Lorca con Margarita Xirgu

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...

You Might Also Like

No Comments

  • Reply Bitacoras.com Diciembre 29, 2011 at 3:29 am

    Información Bitacoras.com…

    Valora en Bitacoras.com: “A la nana, nana, nana, a la nanita le haremos una chocita en el campo y en ella nos meteremos…” Federico García Lorca, estreno “Yerma”, en el Teatro Español de Madrid el 29 de diciembre de 1934. Los intérpretes ……

  • Reply Federico García Lorca: Casida de la mano imposible | Trianarts Octubre 23, 2012 at 6:02 pm

    […] “Federico García Lorca: estrenó Yerma hace 77 años”: AQUÍ  […]

  • Reply Federico García Lorca y Carlos Cano: Casida de las palomas oscuras » Trianarts | Trianarts Marzo 12, 2013 at 8:08 pm

    […] “Federico García Lorca: estrenó Yerma hace 77 años”: AQUÍ  […]

  • Reply Lluvia, de Federico García Lorca | Trianarts Mayo 27, 2013 at 11:59 pm

    […] “Federico García Lorca: estrenó Yerma hace 77 años”: AQUÍ  […]

  • Reply Recordando a Federico García Lorca: Alma ausente | Trianarts Junio 4, 2013 at 11:54 pm

    […] “Federico García Lorca: estrenó Yerma hace 77 años”: AQUÍ  […]

  • Reply Federico García Lorca y Carlos Cano: Gacela de la raíz amarga | Trianarts Junio 17, 2013 at 8:29 pm

    […] “Federico García Lorca: estrenó Yerma hace 77 años”: AQUÍ  […]

  • Reply Federico García Lorca: Quiero llorar mi pena y te lo digo… | Trianarts Febrero 9, 2014 at 1:03 pm

    […] “Federico García Lorca: estrenó Yerma hace 77 años”: AQUÍ  […]

  • Reply Federico Garcia Lorca: Romance de la pena negra | Trianarts Agosto 18, 2014 at 4:33 pm

    […] “Federico García Lorca: Estrenó Yerma hace 77 años”: AQUÍ  […]

  • Reply Federico García Lorca: Iglesia abandonada | Trianarts Enero 24, 2015 at 1:18 am

    […] “Federico García Lorca: Estrenó Yerma hace 77 años”: AQUÍ  […]

  • Reply Mi recuerdo a Federico García Lorca: Vuelta de paseo » Trianarts Junio 4, 2015 at 11:41 pm

    […] “Federico García Lorca: Estrenó Yerma hace 77 años”: AQUÍ  […]

  • Reply Federico García Lorca: Ruina - Trianarts Agosto 17, 2015 at 11:55 pm

    […] “Federico García Lorca: Estrenó Yerma hace 77 años”: AQUÍ  […]

  • Reply Federico García Lorca: Gacela De La Muerte Oscura - Trianarts Agosto 18, 2015 at 9:25 am

    […] “Federico García Lorca: Estrenó Yerma hace 77 años”: AQUÍ  […]

  • Reply Federico García Lorca: Casida de la mujer tendida - Trianarts Agosto 18, 2015 at 11:03 pm

    […] “Federico García Lorca: Estrenó Yerma hace 77 años”: AQUÍ  […]

  • Deja un comentario