Poesia

Paul Verlaine: Pesadilla

marzo 30, 2020


«… El cielo está gris, llora la llovizna
igual que un fagot…»
PV

Mi recuerdo al poeta maldito francés, en el aniversario de su nacimiento.

«Pesadilla»

Yo he visto a la luna llena,
como un sueño, en el sendero,
en una mano el acero,
en la otra un reloj de arena,
al caballero
de las baladas del Rhin,
como un huracán violento
galopando hacia el confín
con la negra capa al viento
sobre un rocín
negro de ébano y fulgente
como un ascua, velozmente;
sin ¡hop! ni fusta, ni brida,
ir a carrera tendida
eternamente.

Amplio chambergo plumado;
en las cuencas, su ojo ciego
entre la niebla ha brillado
con un fulgor azulado
de arma de fuego.
Como ala de gaviota
que sorprende la borrasca,
al furor de la nevasca,
su negra capa que flota
al viento, chasca,
y con orgullo lucía
su esqueleto marfileño;
y al cruzar, como un mal sueño
mostraba en la noche umbría
con aullidos estridentes
treinta y dos dientes.

Paul Verlaine

De: «Poemas saturnianos», 1866
Traducción de Emilio Carrère
Ed. Mundo Latino, 1921

Poema original en francés:

«Cauchemar»

J’ai vu passer dans mon rêve
– Tel l’ouragan sur la grève, –
D’une main tenant un glaive
Et de l’autre un sablier,
Ce cavalier

Des ballades d’Allemagne
Qu’à travers ville et campagne,
Et du fleuve à la montagne,
Et des forêts au vallon,
Un étalon

Rouge-flamme et noir d’ébène,
Sans bride, ni mors, ni rêne,
Ni hop ! ni cravache, entraîne
Parmi des râlements sourds
Toujours ! toujours !

Un grand feutre à longue plume
Ombrait son oeil qui s’allume
Et s’éteint. Tel, dans la brume,
Éclate et meurt l’éclair bleu
D’une arme à feu.

Comme l’aile d’une orfraie
Qu’un subit orage effraie,
Par l’air que la neige raie,
Son manteau se soulevant
Claquait au vent,

Et montrait d’un air de gloire
Un torse d’ombre et d’ivoire,
Tandis que dans la nuit noire
Luisaient en des cris stridents
Trente-deux dents.

Paul Verlaine

De: «Poemes saturniens», 1866

«Paul Marie Verlaine nació en Metz, Francia,el 30 de marzo de 1844.
Poeta perteneciente, y uno de los máximos exponentes del movimiento simbolista en Francia.
Fue un asiduo de los cafés y salones literarios de la capital francesa, y en 1866 tomó parte en el primer Parnaso contemporáneo publicando los «Poemas saturnianos», en los que es clara la influencia de Charles Baudelaire.
Poco después de casarse con Mathilde Mauté, conoció a Arthur Rimbaud, dando un vuelco radical a su vida, éste se mudó a vivir con ellos, y poco después se convirtieron en amantes, con el consiguiente escándalo de la sociedad parisina; Verlaine abandonó a su esposa, y junto a Rimbaud, se trasladaron a Londres.
En la capital británica compartieron una pasional historia de amor con continuos encuentros y desencuentros, tormentosa relación que junto a su vida bohemia, afición a la absenta y desequilibrio nervioso, terminaron por debilitar la salud de Verlaine.
En 1873, durante un viaje de ambos a Bruselas, Verlaine disparó a Rimbaud, hiriéndole, siendo condenado a dos años de cárcel.
En prisión se convirtió al catolicismo y escribió «Romanzas Sin Palabras», 1874.
Cuando fue puesto en libertad, regresó a Inglaterra y más tarde a Rethel, donde trabajó como profesor.
En 1883 publicó en la revista Lutèce, la primera serie de los «Poetas malditos», en los que incluía a Stéphane Mallarmé, Tristan Corbière, y Arthur Rimbaud.
Desde 1887, su fama que había ido creciendo, no impidió que cayera en una profunda miseria. Su obra de esos años, apenas le dieron para comer, siendo una época en la que pasó la mayor parte del tiempo el tiempo entre el café y el hospital.
En 1894, fue elegido “Príncipe de los Poetas” y le fue concedida una pensión del estado.
Murió prematuramente en París, con sólo 51 años de edad, el 8 de enero de 1896. Está enterrado en el cementerio de Batignolles de París.
Al día siguiente de su entierro, varias personas que presenciaban el cortejo cuentan un hecho curioso: «La estatua de la Poesía, ubicada en la plaza de la Ópera, perdió un brazo, que se rompió junto con la lira que sujetaba, en el momento en que el coche fúnebre de Verlaine pasaba por allí.»
Está considerado una figura prominente de la corriente simbolista, entre los que se encuentran también su amante Rimbaud y el poeta Stéphane Mallarmé.

También de Paul Verlaine en este blog:

«Paul Verlaine: Pradera»:AQUÍ

«Paul Verlaine: Soñé contigo esta noche»: AQUÍ

«Paul Verlaine: Grotesco»: AQUÍ

«Paul Verlaine: Canción de otoño»: AQUÍ

«Paul Verlaine: Serenata»: AQUÍ

«Paul Verlaine: Mille et tre»: AQUÍ

«Paul Verlaine: Las conchas»: AQUÍ

«Paul Verlaine: Ya que el alba crece…»: AQUÍ

«Paul Verlaine: Mi sueño»: AQUÍ

«Paul Verlaine: Coloquio sentimental de «: AQUÍ

«Paul Verlaine: Tú crees en el ron del café…»: AQUÍ

«Paul Verlaine: El Principe de los Poetas – Soñé contigo esta noche…»: AQUÍ

Bibliografía poética:

Poemas saturnianos (1866)
Los amigos (1867)
Fiestas galantes (1869)
La Buena canción (1870)
Romanzas sin palabras (1874)
Sabiduría (1880)
Antaño y hogaño (1884)
Primavera (1886)
Amor (1888)
À Louis II de Bavière (1888)
Paralelamente (1889)
Dedicatorias (1890)
Mujeres (1890)
Hombres (1891)
Sensatez (1891)
Canción para ellas (1891)
Liturgias íntimas (1892)
Elegías (1893)
Odas en su honor (1893)
En los limbos (1894)
Epigramas (1894)
Ca (1896)
Invectivas (1896)
Biblio-sonetos (1913)
Obras olvidadas (1926–1929).

You Might Also Like

No Comments

Deja un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.