Pintura

Henri de Toulouse-Lautrec: La noche de París

septiembre 9, 2017

Click en la imagen para ver más obras

Henri de Toulouse-Lautrec

Henri Marie Raymond de Toulouse-Lautrec-Monfa Tapié de Celeyran, conde de Toulouse-Lautrec-Monfa, nació en Albi, Francia,  el 24 de Noviembre de 1864.

Fue el hijo primogénito de Alphonse Charles de Toulouse Lautrec Monfa y Adele Marquette de Tapié de Celeyran, una familia de linaje nobiliario muy antiguo que vivía en el Castillo de Bosc, en Albi,  ambos progenitores eran primos, circunstancia que era tradicional en la familia, hecho que tuvo fatales consecuencias para Henri.

En 1878 cuando contaba con catorce años de edad, se rompió el fémur izquierdo y al año siguiente, el derecho, al parecer por la consanguinidad que le produjo una descalcificación que le hacía propenso a las fracturas óseas, e impedían que estas soldaran, por ello, sus piernas dejaron de crecer. Su  tronco, que era el de un hombre de estatura normal ─escribió años después Thadée Natanson- parecía haber aplastado con su peso y el de la gran cabeza las cortas piernas que apuntaban por debajo”, hecho que fue una constante infelicidad para el pintor.

Cuando decidió ser pintor, y siendo ya huérfano de padre, pudo contar con el apoyo de su tío Charles y varios pintores amigos de la familia, como Princetau, John Lewis Brown y Jean-Louis Forain.
En 1881 marchó a París.

Su aprendizaje inicial fue con Léon Bonnat, cuando se cerró el taller de este en septiembre de 1882, continuó sus clases con Fernand Cormon, en el estudio de este entabló amistad con Vincent van Gogh.

En 1884 Henri se instaló en Montmartre, donde tuvo vecinos entre otros pintores a Edgard Degas.
Desde el primer momento quedó fascinado por la vida nocturna de París, frecuentaba sus locales más conocidos, como el Salón de la Rue des Moulins, el Moulin de la Galette, el Moulin Rouge, Le Chat Noir o el Folies Bergère, entre otros.

Este ambiente fue el tema central de la mayor parte de su obra, en sus pinturas sobre los bajos fondos plasmaba todo lo que se relacionaba con este mundo, actores, bailarinas, burgueses y prostitutas, a estas últimas las pintaba en cualquier momento de su vida cotidiana, cuando se lavaban, se cambiaban, después de acabar un servicio o durante sus chequeos médicos.

Al contrario que el resto de impresionistas y postimpresionistas, le interesó muy poco el paisaje, optó por los interiores que le permitían jugar con los colores y los encuadres subjetivos. Puso mucho énfasis en los gestos de los artistas de cada espectáculo, y ridiculizó a la burguesía hipócrita que practicaban en privado los vicios que criticaban en público.

Los dueños de los locales le encargaban numerosos carteles y realizó muchas ilustraciones, estos trabajos fueron los que realmente le dieron fama y dinero, mucho más que sus óleos.

De alguna forma este mundillo vicioso y extravagante fue para él un refugio, que le aliviaba del rechazo de la nobleza a la que pertenecía, su minusvalía hacía que se le apartara en los salones de las clases altas, en Montmartre pasaba desapercibido y le permitía vivir su bohemia.

Todo esto le llevó al alcoholismo que le ocasionaba accesos de locura, además contrajo la sífilis.
En 1886 abrió su propio taller tras abandonar el de Cormon.
En la década de 1890 viajó a Londres donde conoció y retrató a Oscar Wilde.

Su alcoholismo se agravó, y desde 1897 su salud mental se fue deteriorando, sufrió periodos de depresión, neurosis obsesivas, parálisis en las piernas… este mismo año fue recogido en la calle con una enorme borrachera que le llevó a un delirium tremens, llegando a dispararle a las paredes de su casa porque decía verlas llenas de arañas.

Aunque continuó pintando en 1898, tras otra fuerte borrachera fue ingresado en un sanatorio mental, en esa época pintó su serie sobre el circo.

Al salir del sanatorio fue a vivir a la residencia de su madre, el Château Malromé, en Saint-André-du-Bois, cerca de Burdeos, donde murió el 9 de septiembre de 1901, tenía sólo 37 años de edad.

En 1922 su madre y su tratante abrieron el Museo Toulouse-Lautrec en el Palacio de la Berbie, Albi, muy visitado y reconocido por su amplia colección.

Del conjunto de su obra se puede decir, que desarrolló un estilo casi fotográfico, tenía una enorme facilidad para captar el movimiento de las figuras que plasmaba con un estilo que hace inconfundible cualquiera de sus trabajos.

Fue influenciado por el arte japonés, sobre todo en la composición de sus líneas diagonales y los “cortes secos” de las figuras por los bordes; aunque sus primeras influencias las recibió de la pintura impresionista, sobre todo, en las figuras, de Degas, al que siguió en la temática alejándose de las de Claude Monet o Pierre-Auguste Renoir que optaron por el paisaje.

Sin duda Toulouse-Lautrec, fue la antesala del del Modernismo y del Art Nouveau.
El Museo Thyssen Bornemisza de Madrid alberga cuatro obras del pintor.

*Entrada publicada en este blog el 24 de noviembre de 2011. Ha sido actualizada y ampliada con más de cien nuevas obras el 9 de septiembre de 2017.

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...

You Might Also Like

No Comments

  • Reply Bitacoras.com noviembre 24, 2009 at 1:27 am

    Información Bitacoras.com…

    Valora en Bitacoras.com: Pinchar en la imágen para ver muestra de su obra Henri Marie Raymond de Toulouse-Lautrec-Monfa Tapié de Celeyran, conde de Toulouse-Lautrec-Monfa. Nació en Albi el 24 de Noviembre de 1864 y murió en Malromé el 9 de Septiembre…..

  • Reply Ignacio Zuloaga: El realismo de la Generación del 98′ | Trianarts julio 29, 2011 at 5:05 pm

    […] los pintores catalanes con los que coincidióm entre ellos, Santiago Rusiñol y con los franceses: Toulouse-Lautrec, Jacques Émile Blanche, Edgard Degas, Maxime Dethomas y Gauguin, se siente atraido por la pintura […]

  • Reply Émile Bernard: Del Postimpresionismo al eclecticismo | Trianarts octubre 16, 2011 at 10:33 am

    […] formó en la Escuela de Bellas Artes de París, en la que coincidió con Louis Anquetin y Henri de Toulouse-Lautrec. En 1884 se une al “Atelier Cormon”, en el que practica el impresionismo y el […]

  • Reply Isaac Maimon: Expresionismo y color | Trianarts diciembre 1, 2011 at 3:05 pm

    […] de Israel, lugar en el que nació su pasión por la Escuela de París, fascinado por la pintura de Toulouse Lautrec y Henri Matisse, así como en la de sus compatriotas Haim Kiva y Moshe […]

  • Reply Paul Fischer: Realismo danés | Trianarts mayo 3, 2012 at 10:24 pm

    […] muchos diseños de carteles famosos, inspirándose en los maestros de esta especialidad Steinlein y Henri Toulouse-Lautrec. Tuvo la amistad y el apoyo de los pintores noruegos y suecos, en especial la de Carl Larsson. […]

  • Reply Aurelio Arteta: Realismo del siglo XX | Trianarts junio 21, 2012 at 10:28 am

    […] En la capital francesa fue muy influenciado por los impresionistas, sobre todo por Gauguin y Tolouse Lautrec, más tarde viajó a Italia donde se empapó del Renacimiento italiano. En 1906 se instaló en […]

  • Reply Pintores franceses: Louis Anquetin y el closionismo | Trianarts octubre 5, 2012 at 12:23 am

    […] París para estudiar arte en 1882 en el estudio de Léon Bonnat, allí conoció y se hizo amigo de Henri de Toulouse-Lautrec, ambos siguieron su formación en el estudio de Fernand Cormon en donde coincidirían con Émile […]

  • Reply Jan Sluyters: La Escuela de Bergen | Trianarts octubre 26, 2012 at 3:50 pm

    […] sus inicios, en los que su pintura se puede ver la influencia de Vincent Van Gogh, Henri Matisse, Henri Toulouse-Lautrec y George Hendrik Breitner, practicó el postimpresionismo, pasando por el fauvismo y el cubismo, […]

  • Reply Louis Icart: Símbolo del Art Decó y el glamour » Trianarts | Trianarts enero 2, 2013 at 3:00 pm

    […] Trabajó para los más importantes centros de diseño en una época en que la moda estaba sufriendo un cambio profundo y radical. De familia modesta, vivían en una pequeña casa de ladrillos en la Traversière-de-la-balance, en la rica Toulouse, cuna de importantes artistas y escritores, entre ellos Henri de Toulouse-Lautrec. […]

  • Reply Eduardo Úrculo: Lo mejor del Arte Contemporáneo español » Trianarts | Trianarts enero 7, 2013 at 11:24 pm

    […] conoció obra de pintores como ravés de libros ilustrados, la obra de pintores como Modigliani, Toulouse-Lautrec o Vincent van Gogh: “Fue gracias a aquellas reproducciones de escasa calidad que empecé a […]

  • Reply Georges Lemmen: Neoimpresionismo en Belgica | Trianarts mayo 5, 2013 at 4:33 pm

    […] una primera época, estuvo muy influido por las obras de Edgard Degas y Toulouse-Lautrec. Fue miembro del grupo de Los XX en Bruselas, desde […]

  • Reply Arturo Souto: Expresionismo y vanguardia del siglo XX | Trianarts junio 8, 2013 at 11:19 pm

    […] En 1984, en la Bienal de Pontevedra, se celebra una gran exposición antólogica del pintor que se repitió en 1988. En cuanto a su estilo, pasó por etapas bien diferenciadas. Sus inicios fueron dentro del modernismo, decadente y mundano, a la que sucedió la etapa francesa que tuvo la influencia de Pierre Bonnard y Toulouse-Lautrec. […]

  • Reply Charles Conder: Naturalismo impresionista y la Escuela de Heidelberg | Trianarts junio 18, 2013 at 12:39 pm

    […] en muchas ocasiones. Su pintura tuvo más aceptación en Inglaterra que en París . En 1892, Henri de Toulouse-Lautrec pintó su retrato, conservado en la Galería Nacional de Australia . Continuó pintando, hasta que […]

  • Reply Amedeo Modigliani: El expresionismo y la Escuela de París | Trianarts junio 19, 2013 at 4:31 pm

    […] Soutine, Vicente Huidobro y otros personajes de la bohemia francesa. Su primera influencia fue Toulouse-Lautrec, así mismo se inspira en la obra de Paul Cézanne, del cubismo y de la época azul de Picasso. Es […]

  • Reply Pere Ysern i Alié: Del Realismo al Impresionismo | Trianarts septiembre 16, 2013 at 12:14 am

    […] que era propiedad del catalán Ramon Oller, donde entabla amistad y comparte muchas noches con Henri de Toulouse-Lautrec. y en el Moulin de La […]

  • Reply Jules Pascin: El expresionismo del Príncipe de Montparnasse | Trianarts octubre 5, 2013 at 11:05 pm

    […] durante un tiempo a la Academia Colarossi y como había hecho antes Henri de Toulouse-Lautrec, plasmó en sus obras el ambiente parisino que le rodeaba, a sus amigos y amigas. Sus deseos de ser […]

  • Reply Louis Valtat: Fauve y vanguardias del siglo XX | Trianarts diciembre 3, 2013 at 10:29 pm

    […] 1894 colaboró en la decoración de L’Oeuvre de París, junto a Henri de Toulouse-Lautrec y André Albert. En 1895 pinta en Arcachon una serie de estudios que expone en este salón al año […]

  • Reply Isidre Nonell: El modernismo catalán y la pintura negra | Trianarts febrero 21, 2014 at 1:16 am

    […] cuya huella se puede apreciar en sus obras posteriores especialmente de Vincent Van Gogh o Henri de Toulousse-Lautrec, producción que por otra parte es en estos años es muy […]

  • Reply Edward Hopper: Realismo americano del siglo XX y Escuela Ashcan | Trianarts mayo 15, 2014 at 3:15 am

    […] abstracto, Hopper se decanta en sus gustos por Manet, Pissarro, Monet, Sisley, Courbet, Daumier, Toulouse-Lautrec y por uno de los viejos maestros españoles, Francisco de Goya y Diego Velazquez Regresa a Estados […]

  • Reply József Rippl-Rónai: El húngaro de Los Nabis | Trianarts junio 3, 2014 at 7:12 pm

    […] El éxito le llegaría con “My Grandmother”, de 1894. En 1893, expuso en Le Barc de Boutteville con los Nabis. En 1894, se convirtió en el Nabi húngaro, en una reunión con Paul Cézanne, Paul Gauguin y Toulouse-Lautrec. […]

  • Reply Marcel Duchamp: Fauve, Cubismo y Pop Art | Trianarts junio 20, 2014 at 2:38 pm

    […] había alcanzado alguna fama pintando carteles en París, en aquella época en la que triunfaban Henri de Toulouse-Lautrec y Alfons Mucha, Marcel, que admiraba a su hermano, trató de imitar su estilo en sus primeros […]

  • Reply George Grosz: Nueva objetividad y arte degenerado | Trianarts julio 6, 2014 at 9:43 pm

    […] que estudiaba y admiraba las obras de Francisco de Goya que había en el Museo del Louvre,  de Toulouse Lautrec y de Honoré […]

  • Reply Gloria Fuertes: La arrepentida | Trianarts septiembre 25, 2014 at 11:08 pm

    […] *La imagen es un óleo de Henri de Toulouse Lautrec […]

  • Reply Mujeres pintoras: Suzanne Valadon, La Buveuse » Trianarts abril 7, 2015 at 12:10 am

    […] Entre otros para los que realizó este trabajo se cuentan pintores de la talla de Edgar Degas, Henri de Toulouse-Lautrec, Pierre-Auguste Renoir y Pierre Puvis de Chavannes, manteniendo relaciones amorosas con algunos de […]

  • Reply Fernand Cormon: Realismo academicista francés - Trianarts diciembre 24, 2015 at 10:09 pm

    […] Salón, algo que no logró con pintores tan importantes en la historia de la pintura francesa como Henri de Toulouse-Lautrec, Louis Anquetin, Eugène Boch, Paul Tampier, Émile Bernard y Vincent van Gogh […]

  • Reply Abel Truchet: París y la Belle Époque - Trianarts enero 4, 2016 at 10:23 pm

    […] así mismo paisajes, sobre todo urbanos, y escenas de género, tal y como lo hiciera Toulouse-Lautrec , pero sin el juicio severo ojo satírico que este escenificó en sus […]

  • Deja un comentario