nov 192014
 

Click en la imagen para ver más obras de cien obras

Valentín Seróv

Valentín Aleksándrovich Seróv nació en San Petersburgo, el 19 de enero de 1865.
Fue hijo de los compositores Aleksandr Serov y Valentina Bergman, esta de origen germano-judío.
Comenzó su formación siendo un niño, en París inicialmente y después en Moscú con Iliá Repin.

Mas tarde ingresaría en la Academia Imperial de las Artes de San Petersburgo, en la que permaneció de 1880 a 1885, en la que tuvo como maestro a Pável Chistiakov.
Sus brillantes inicios estuvieron eclipsados por el figura del gran maestro del suso Repin y encosertado por el estricto sistema de enseñanza de Chistiakov.

Posteriormente recibiría la influencia de las obras de los antiguos maestros que pudo contemplar en los museos de Rusia y el resto de Europa del Este, y de sus amigos, Mijaíl Vrúbel y con Konstantín Korovin, junto a la atmósfera creativa de la Colonia de Abrámtsevo, a la cual estaba muy unido.

De su primera época, destacan sobre todo sus magistrales retratos, como “Niña con Melocotones”, de 1887), y “La Muchacha Iluminada por el Sol”, 1888, en la actualidad, ambas, en la galería Tretyakov.

En estos retratos, Serov se concentró en la espontánea percepción del modelo y la naturaleza, en el desarrollo de la luz y el color, la compleja armonía de los reflejos, el sentido de la saturación de la atmósfera, y la fresca y pintoresca percepción del mundo, todas ellas características comunes en el ruso.

Impartió clases en la Escuela de Pintura, Escultura y Arquitectura de Moscú de 1897 a 1909, y de entre sus alumnos en esta, sobresalen Pável Kuznetsov, N.N. Sapunov, Martirós Saryán, Kuzmá Petrov-Vodkin, N.P. Ulyánov y Konstantín Yuón.

Desde 1890, el retrato se convertiría en el tema casi exclusivo de su obra, su estilo se volvería pronto más claro, siendo brillantes las características psicológicas de sus temas. Sus modelos preferidos fueron actores, artistas, y escritores, entre otros, retrató a Konstantín Korovin, en 1891, Isaak Levitán, en 1893, Nikolái Leskov, en 1894, Nikolái Rimski-Kórsakov, en 1898, todos estos albergados en la Galería Tretiakov.

En sus retratos de niños, quiso capturar posturasy gestos, enfatizando en la espontaneidad de sus movimientos, su limpia sinceridad y la claridad de sus actitudes, claros ejemplos son su óleo “Niños”, de 1899, en Museo Ruso, y “Mika Morózov”, de 1901, en la Galería Tretiakov.

En su etapa más madura, a partir de 1900, fue un miembro del Mir iskusstva (el mundo del arte), una influyente asociación de arte y revista rusa que surgió, en parte, debido a la insatisfación con el movimiento de Los Itinerantes.

En estos comienzos del siglo XX, su estilo había evolucionado bajo la influencia de los impresionistas, pero la comprensión realista de la naturaleza de sus retratos permaneció constante en él.

En este tiempo creó retratos basados en imágenes de algunos héroes, y dentro de las modas en ese momento, se centró en la representación dramática de personajes famosos, desde la familia imperial rusa, a artistas, escritores, actores y músicos de importancia, sus retratos de Maxim Gorki, de 1904, en el A.M. Museo de Gorki, Moscú; María Yermólova, de 1905, Fiódor Chaliapin, de 1905, ambos en la galería Tretiakov.

Las creencias democráticas de Serov se mostraron claramente durante la Revolución de 1905 a 1907, representó un gran número de figuras satíricas sobre los castigadores.

Fue miembro de la Academia Imperial de las Artes de San Petersburgo desde 1903 a 1905, que  abandonó la organización como gesto de protesta contra la ejecución de trabajadores en huelga y sus familias el 9 de enero, episodio conocido como “Domingo Sangriento”.

Su creatividad se centró en ese momento en la expresividad de la pintura histórica, como “Peter II departure and Empress Elizabeth Petrovna on hunting”, de 1900, en el Museo Ruso, y la profunda comprensión de la pervivencia histórica de una época: “Pedro I”, de 1907, galería Tretiakov.

Los últimos años de su vida, estuvieron marcados por los trabajos en temas de la mitología clásica. Mientras pintaba imágenes de las antiguas tradiciones, Serov dotó las materias de los sujetos clásicos con su propia interpretación personal.

Fue sin duda uno de los mejores retratistas de su época de toda Europa, siendo sus mejores obras, según los historiadores de arte, las citada “Niña con Melocotones” y “La Muchacha Iluminada por el Sol”.

Sus obras más destacadas se encuentran entre las mejores del arte realista ruso.
Murió en Moscú, el 5 de diciembre de 1911.

*Esta entrada fue publicada en este blog l 7 de agosto de 2011. Ha sido actualizada y ampliada con más obras el 19 de noviembre de 2014.

Compartelo:

  3 Responses to “Maestros del retrato: El ruso Valentín Seróv”

  1. Información Bitacoras.com…

    Valora en Bitacoras.com: Click en la imagen para ver más obas en slide Valentín Aleksándrovich Seróv nació en San Petersburgo, el 19 de enero de 1865 Se formó en París y en Moscú, en la Academia Imperial de las Artes de San Petersburgo con Pável Chis…..

  2. […] ingreso en la Escuela de Moscú de Pintura, Escultura y Arquitectura; en la que tuvo como maestro a Valentin Serov, Isaak Levitan y al gran Konstantin […]

  3. […] Korovin, de 1892 a 1898. Tras su graduación, asistió a clases privadas con el gran maestro Valentin Serov. Más tarde viajó a París, donde conoció los paisajes de los impresionistas, admiró sobre todo […]

 Leave a Reply

(required)

(required)

You may use these HTML tags and attributes: <a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <strike> <strong>