Poesia

Jean-Baptiste Clement: El tiempo de las cerezas

junio 17, 2013

«…Los malos días acabarán
Y ojo con la revancha,
¡Cuando todos los pobres se unan!»

JBC

«El tiempo de las cerezas»

Cuando vuelva el tiempo de las cerezas
el ruiseñor alegre y los mirlos burlones
estén todos de fiesta,
las muchachas tendrán pasión en sus cabezas
y los enamorados, sol en el corazón.

Cuando vuelva el tiempo de las cerezas
silbarán mejor los mirlos burlones.

Pero es muy corto el tiempo de las cerezas,
cuando las parejas entre ensueños
van a cortar pendientes para sus orejas.
Cerezas de amor con sus trajes iguales
que ruedan bajo las hojas como gotas de sangre
Pero es muy corto el tiempo de las cerezas,
pendientes de coral que se cortan soñando.

Cuando estéis en el tiempo de las cerezas,
si acaso teméis las penas de amor,
evitad a las hermosas mujeres.
Yo, que no le temo a las penas crueles,
no viviré ya un día sin sufrir…
Cuando estéis en el tiempo de las cerezas
vosotros también tendréis penas de amor.

Por siempre amaré el tiempo de las cerezas.
De aquel tiempo guardo en el corazón
una herida abierta .
Y aunque se me ofreciera la diosa Fortuna,
jamás podría calmar mi dolor.
Por siempre amaré el tiempo de las cerezas,
y el recuerdo que guardo en el corazón.

Jean-Baptiste Clement

Poema dedicado a una valiente ciudadana, Louise, conductora de ambulancia en la fatídica noche del domingo 28 de mayo de 1871, en la que se produjeron los fusilamientos de muchos comuneros de la calle Fontine-au-Roi, junto a los Jardines de Luxemburgo, que puso fin a la llamada Comuna de París, a la que pertenecía el poeta, gobierno popular que rigió París, del 18 de Marzo al 28 de Mayo de 1871.

Poema original en francés

«Le temps des cerises»

Quand nous en serons au temps des cerises,
Et gai rossignol et merle moqueur
Seront tous en fête.
Les belles auront la folie en tête
Et les amoureux du soleil au coeur.
Quand nous en serons au temps des cerises,
Sifflera bien mieux le merle moqueur.

Mais il est bien court, le temps des cerises,
Où l’on s’en va deux cueillir en rêvant
Des pendants d’oreilles.
Cerises d’amour aux robes pareilles
Tombant sous la feuille en gouttes de sang.
Mais il est bien court le temps des cerises,
Pendants de corail qu’on cueille en rêvant.

Quand vous en serez au temps des cerises,
Si vous avez peur des chagrins d’amour
Evitez les belles.
Moi qui ne crains pas les peines cruelles,
Je ne vivrai pas sans souffrir un jour.
Quand vous en serez au temps des cerises,
Vous aurez aussi des chagrins d’amour.

J’aimerai toujours le temps des cerises :
C’est de ce temps-là que je garde au coeur
Une plaie ouverte,
Et dame Fortune, en m’étant offerte,
Ne saurait jamais calmer ma douleur.
J’aimerai toujours le temps des cerises
Et le souvenir que je garde au coeur.

Jean-Baptiste Clement

Nació en Boulogne-Billancourt, Francia, el 31 de mayo de 1836.
Murió en París, el 23 de febrero de 1903.

You Might Also Like

1 Comment

  • Reply Bitacoras.com abril 23, 2013 at 8:10 pm

    Información Bitacoras.com…

    Valora en Bitacoras.com: “…Los malos días acabarán Y ojo con la revancha, ¡Cuando todos los pobres se unan!” JBC “El tiempo de las cerezas” Cuando vuelva el tiempo de las cerezas el ruiseñor alegre y los mirlos burlones estén todos de ……

  • Deja un comentario

    Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.