Poesia

Gabriel Celaya: Elegía del muerto juvenil

agosto 18, 2014

“…No quiero enterarme de los martirios que da la hierba,
ni de la luna con boca de serpiente
que trabaja antes del amanecer…”

FGL

“Elegía del muerto juvenil”

Has muerto. Y todavía te envolvías
en un aire tembloroso de promesa y sonrisa.
Has muerto. Y todavía tu risa
era un torrente de vida no vivida.

¡Oh corazón, que ligero flotaba
como un niño adormecido
sobre el agua cambiante del momento!

¡Oh corazón, nunca hastiado,
no cargado de dolores y experiencia,
no maduro ya de muerte preparado!
¡Oh corazón, cada día nuevo
como la maravilla de la vida rubia que,
imprevista nace con un rumor de frondas
y carreras y persigue y burla,
escapa y vuelve, y ríe, y tiembla!
Has muerto. Y todavía brillaba en tus ojos
la sorpresa de vivir, de tener un nombre,
un cuerpo, un tiempo, un amor no agotado
para esta variedad de días claros.
Has muerto. Has muerto compañero
y hoy todavía te veo aturdido,
preguntando inocente si es cierto.

Gabriel Celaya.
Zaragoza – 1938.

“Memoria a Federico”

Que no murió. Le mataron
Contra la cal de una tapia luminosa
me lo dejaron clavado.
-Por vuestros padres-  decía.
Y lo dejaron clavado
diez pólvoras asombradas
y una bruta voz de mando.
¡Decidme cómo, decidme,
puede ocurrir tal espanto!
¡Ay, hombres sin nombre y madre!
¡Ay, sal seca y hueso amargo!
Diez bocas estupefactas
y un hombre que estaba al mando.
Nada más ni nada menos.
Sólo un vacío sin llanto.
Y esta rabia que me grita
que no murió; le mataron.

II

¡Ay, Federico García,
quién lo podía decir!
¡Ay, Federico García,
muera la guardia civil!
Lo que en otros no envidiaban
ya lo envidiaban en ti.
Un sepulcro con tu nombre
y una unidad de raíz.
La sangre que se me agolpa
quiere ahora hablar por ti.
Toda la pena de España,
todo este pus de raíz,
y más allá de mi mismo,
el pueblo llora por ti.
¡Ay, Federico García,
muera la guardia civil!

Gabriel Celaya
1949

“Recuerdo a Federico”

Recuerdo a Federico,
su corazón que flota como ese niño ahogado
en las aguas desiertas por una tarde lenta,
su corazón sin aire
para el vuelo que, loco, su amor le prometía.
Recuerdo a Federico,
sus mentiras que siempre prefería a las verdades,
sus exageraciones fieramente evidentes,
sus fábulas, su risa
que ponía las cosas en su punto exacto.
Recuerdo a Federico,
su abundancia, su amor que derramaba
generoso, en mil cosas, palabras, animales, niños,
amigos cualesquiera,
relámpagos parados de su pesada noche.
Recuerdo a Federico,
recuerdo que en él pesan ya diez años de tierra,
recuerdo que ha quedado con un boquete seco,
nadie sabe por qué, y eso es lo más terrible,
en un lugar cualquiera, un día que no nombro.

Gabriel Celaya

Cuando la luna ilumina el olivar de Alfacár donde fue asesinado, cientos de de personas que no olvidan al poeta, se reúnen cada madrugada 18 de Agosto, para rendir homenaje a Federico Garcia Lorca, fecha en la que fue vilmente asesinado entre Víznar y Alfacár, en la Vega granadina.
Gabriel Celaya dedicó a la muerte del poeta de Granada, estos tres poemas, hasta hace poco inéditos y que fueron publicados por el Patronato Cultural García Lorca; estos poemas hasta ese momento desconocidos, se escucharon con gran emoción, en la voz del actor Manuel Galiana, más de quinientos asistentes en el lugar donde cayó abatido Federico, escucharon como resonaban esos versos en la madrugada del 18 de agosto de 2009.

Rafael Gabriel Juan Múgica Celaya Leceta nació en Hernani, Guipúzcoa, el 18 de marzo de 1911.
Fue uno de los más destacados representantes de la conocida como “poesía comprometida” o “poesía social”.
Fue galardonado con el Premio Nacional de las Letras Españolas por el Ministerio de Cultura en 1986.
Murió en Madrid, el 18 de abril de 1991.

También de Gabriel Celaya en este blog:

“Gabriel Celaya: Respuesta a los abyectos”: AQUÍ

“Gabriel Celaya: Cuéntame como vives”: AQUÍ

“Gabriel Celaya: A Sancho Panza”: AQUÍ

“Gabriel Celaya: El último recurso”: AQUÍ

“Gabriel Celaya: Niñez sonámbula, de Los espejos transparentes”: AQUÍ

“Gabriel Celaya: Primeras materias iberas, de Iberia sumergida”: AQUÍ

“Gabriel Celaya: Quien me habita”: AQUÍ

“España en marcha de Gabriel Celaya”: AQUÍ

“Gabriel Celaya – Cerca y lejos – Fecundación”: AQUÍ 

“Gabriel J. Múgica Celaya y la poesía comprometida – Sequedades”: AQUÍ

“Poema del día: La poesía es un arma cargada de futuro de Gabriel Celaya – sé todos los cuentos”: AQUÍ 

“Poema del día: A solas soy alguien de Gabriel Celaya”: AQUÍ 

“Poesía Erótica: Deseada de Gabriel Celaya”: AQUÍ 

“Recordando a Gabriel Celaya: La soledad abierta”: AQUÍ

“Día Mundial de la Poesía: Mis Poetas”: AQUÍ

“Federico en la memoria de Gabriel Celaya”: AQUÍ

“Gabriel Celaya: Momentos felices”: AQUÍ

“Gabriel Celaya: Despedida”: AQUÍ “Recordando a Gabriel Celaya: Venus: AQUÍ

“Gabriel Celaya: La estatua y la paloma”: AQUÍ

Bibliografía poética:

Marea del silencio, 1935
La soledad cerrada, 1947
Movimientos elementales, 1947
Tranquilamente hablando, 1947 (firmado como Juan de Leceta)
Objetos poéticos, 1948
El principio sin fín, 1949
Se parece al amor, 1949
Las cosas como son, 1949
Deriva, Alicante, 1950
Las cartas boca arriba, 1951
Lo demás es silencio, 1952
Paz y concierto, 1953
Ciento volando (con Amparo Gastón), 1953
Vía muerta, 1954
Cantos iberos, 1955
Coser y cantar (con Amparo Gastón), 1955
De claro en claro, 1956
Entreacto, 1957
Las resistencias del diamante, 1957
Música celestial (con Amparo Gastón), 1958
Cantata en Aleixandre, 1959
El corazón en su sitio, 1959
Para vosotros dos, 1960
Poesía urgente, 1960
La buena vida, 1961
Los poemas de Juan de Leceta, 1961
Rapsodia eúskara, 1961
Episodios nacionales, 1962
Mazorcas, 1962
Versos de otoño, 1963
Dos cantatas, 1963
La linterna sorda, 1964
Baladas y decires vascos, 1965
Lo que faltaba, 1967
Poemas de Rafael Múgica, 1967
Los espejos transparentes, 1968
Canto en lo mío, 1968
Poesías completas, 1969
Operaciones poéticas, 1971
Campos semánticos, 1971
Dirección prohibida, 1973
Función de Uno, 1973
El derecho y el revés, 1973
La hija de Arbigorriya, 1975
Buenos días, buenas noches, 1978
Parte de guerra, 1977
Poesías completas (Tomo I-VI), 1977-80
Iberia sumergida, 1978
Poemas órficos, 1981
Penúltimos poemas, 1982
Cantos y mitos, 1984
Trilogía vasca, 1984
El mundo abierto, 1986
Orígenes – Hastapenak, 1990
Poesías completas, 2001-04

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...

You Might Also Like

No Comments

  • Reply Bitacoras.com enero 19, 2009 at 1:05 am

    Información Bitacoras.com…

    Si lo deseas, puedes hacer click para valorar este post en Bitacoras.com. Gracias….

  • Reply sergio Astorga enero 19, 2009 at 10:04 pm

    Triana, no hay, creo, en el mundo del sonido y de la imagen que no extrañe y se indigne por la suerte de Federico. El duende que tenía el mundo anda por las orillas del abismo buscando el aliento.
    Por fortuna Federico renace cada vez que lo cantamos.
    Un abrazo ya de memoria.
    Sergio Astorga

    Último post en la Web de…sergio Astorga…Haikus

  • Reply Triana enero 19, 2009 at 10:32 pm

    Es cierto Sergio, hay tantos momentos posibles para evocar a Federico que siempre está vivo en todos nosotros y su voz se oye en la de cada uno de nosotros.

    Un abrazo con olores de su vega.

  • Reply España en marcha de Gabriel Celaya | Trianarts julio 11, 2012 at 8:31 pm

    […] “Federico en la memoria de Gabriel Celaya”: AQUÍ […]

  • Reply Gabriel Celaya: Momentos felices » Trianarts | Trianarts enero 9, 2013 at 5:58 pm

    […] “Federico en la memoria de Gabriel Celaya”: AQUÍ […]

  • Reply Recordando a Gabriel Celaya: La estatua y la paloma » Trianarts | Trianarts abril 17, 2013 at 11:46 pm

    […] “Federico en la memoria de Gabriel Celaya”: AQUÍ “Gabriel Celaya: Momentos felices”: AQUÍ […]

  • Reply Gabriel Celaya: Niñez sonámbula, de Los espejos transparentes | Trianarts julio 7, 2013 at 4:16 pm

    […] “Federico en la memoria de Gabriel Celaya”: AQUÍ […]

  • Reply Gabriel Celaya: Primeras materias iberas, de Iberia sumergida | Trianarts julio 22, 2013 at 10:43 am

    […] “Federico en la memoria de Gabriel Celaya”: AQUÍ “Gabriel Celaya: Momentos felices”: AQUÍ […]

  • Reply Gabriel Celaya: A Blas de Otero | Trianarts noviembre 4, 2013 at 8:50 pm

    […] “Federico en la memoria de Gabriel Celaya”: AQUÍ “Gabriel Celaya: Momentos felices”: AQUÍ […]

  • Reply Mi recuerdo a Gabriel Celaya: El último recurso | Trianarts abril 18, 2014 at 10:51 pm

    […] “Federico en la memoria de Gabriel Celaya”: AQUÍ […]

  • Reply Gabriel Celaya: El martillo - Trianarts agosto 8, 2015 at 2:14 am

    […] “Federico en la memoria de Gabriel Celaya”: AQUÍ […]

  • Reply Gabriel Celaya: Se habla de Dios - Trianarts octubre 21, 2015 at 1:59 am

    […] “Federico en la memoria de Gabriel Celaya”: AQUÍ […]

  • Reply Gabriel Celaya: España extraña - Trianarts diciembre 16, 2015 at 11:36 pm

    […] “Federico en la memoria de Gabriel Celaya”: AQUÍ […]

  • Reply Gabriel Celaya: El amor y la tierra - Trianarts febrero 29, 2016 at 2:15 am

    […] “Federico en la memoria de Gabriel Celaya”: AQUÍ […]

  • Deja un comentario