Poesia

Eugenio Montale: Los limones

octubre 12, 2017

“Pregunto en vano al llano donde una bruma
vacila entre relámpagos y se esfuma entre techos dispersos,
a la fiebre escondida de los trenes rápidos…”

EM

Mi recuerdo al Premio Nobel italiano en el aniversario de su nacimiento.

“Los limones”

Escúchame, los poetas laureados
tan solo se mueven entre plantas
de nombre poco usados: bojes, alheñas o acantos.
Por mí, amo las calles que dan a los herbosos
fosos donde en charcos
medio secos agarran los muchachos
alguna anguila desmirriada;
las sendas que siguen los taludes
descienden entre los penachos
de las cañas y llegan a los huertos,
entre los limoneros.
Mejor si la algazara de los pájaros
englutida por el azul se apaga:
se escucha más claro el susurro
de las ramas amigas en el aire
que casi no se mueve,
y las sensaciones de este olor
que no sabe separarse de la tierra
y llueve en el pecho una dulzura inquieta.
De las desviadas pasiones
por milagro aquí calla la guerra,
aquí también nos toca
a nosotros los pobres
nuestra parte de riqueza
y es el olor de los limones.
Ve, en estos silencios en que las cosas
se abandonan y parecen próximas
a traicionar su último secreto,
a veces se espera descubrir
un error de la naturaleza,
el punto muerto del mundo, el anillo
que no resiste,
el hilo por desenredar
que nos ponga finalmente
en el medio de una verdad.
La mirada hurga en torno,
la mente indaga, acuerda, desune
en el perfume que inunda
al languidecer más el día.
Son los silencios donde se ve
en cada sombra humana que se aleja
alguna perturbada deidad.
Mas falta la ilusión y el tiempo nos devuelve
a las ciudades rumorosas donde el azul se muestra
solo a retazos, arriba, entre molduras.
La lluvia fatiga la tierra, después; sobre las casas
se adensa el tedio del invierno,
se hace avara la luz, avara el alma.
Cuando un día de un mortal mal cerrado
entre los árboles de un patio
el amarillo de los limones se nos muestra;
y el hielo del corazón se deshace,
entre el pecho nos borbotan sus canciones
las trompetas de oro de la solidaridad.

Eugenio Montale

De: “Huesos de sepia”, 1925
Traducción de Armando Uribe
Ed. Igitur 2000©
ISBN: 978-84-95142-05-4

Poema original en italiano:

“I limoni”

Ascoltami, i poeti laureati
si muovono soltanto fra le piante
dai nomi poco usati: bossi ligustri o acanti.
lo, per me, amo le strade che riescono agli erbosi
fossi dove in pozzanghere
mezzo seccate agguantanoi ragazzi
qualche sparuta anguilla:
le viuzze che seguono i ciglioni,
discendono tra i ciuffi delle canne
e mettono negli orti, tra gli alberi dei limoni.

Meglio se le gazzarre degli uccelli
si spengono inghiottite dall’azzurro:
più chiaro si ascolta il susurro
dei rami amici nell’aria che quasi non si muove,
e i sensi di quest’odore
che non sa staccarsi da terra
e piove in petto una dolcezza inquieta.
Qui delle divertite passioni
per miracolo tace la guerra,
qui tocca anche a noi poveri la nostra parte di ricchezza
ed è l’odore dei limoni.

Vedi, in questi silenzi in cui le cose
s’abbandonano e sembrano vicine
a tradire il loro ultimo segreto,
talora ci si aspetta
di scoprire uno sbaglio di Natura,
il punto morto del mondo, l’anello che non tiene,
il filo da disbrogliare che finalmente ci metta
nel mezzo di una verità.
Lo sguardo fruga d’intorno,
la mente indaga accorda disunisce
nel profumo che dilaga
quando il giorno piú languisce.
Sono i silenzi in cui si vede
in ogni ombra umana che si allontana
qualche disturbata Divinità.

Ma l’illusione manca e ci riporta il tempo
nelle città rurnorose dove l’azzurro si mostra
soltanto a pezzi, in alto, tra le cimase.
La pioggia stanca la terra, di poi; s’affolta
il tedio dell’inverno sulle case,
la luce si fa avara – amara l’anima.
Quando un giorno da un malchiuso portone
tra gli alberi di una corte
ci si mostrano i gialli dei limoni;
e il gelo dei cuore si sfa,
e in petto ci scrosciano
le loro canzoni
le trombe d’oro della solarità.

Eugenio Montale

De: “Ossi di seppia” – 1925

Eugenio Montale nació en Génova, Italia, el 12 de octubre de 1896.
Poeta, ensayista y crítico de música.
Encuadrado en el hermétisomo, la poesía de Montale se caracteriza por su austeridad, casi siempre breve, y de sinuosa sintaxis.
Fue galardonado con el Premio Nobel del Literatura en 1975.
Murió en Milán, el 12 de septiembre de 1981.

*La fotografía es de los Jardines del Alcázar de Sevilla

También de Eugenio Montale en este blog:

“Eugenio Montale: Delta”: AQUÍ

“Eugenio Montale: El lago de Annecy”: AQUÍ

“Eugenio Montale: El Arno en Rovezzano”: AQUÍ

“Eugenio Montale: La casa de los aduaneros”: AQUÍ

“Eugenio Montale: Encuentro”: AQUÍ

“Eugenio Montale: Sestear pálido y absorto…”: AQUÍ

“Eugenio Montale: El olor de la herejía”: AQUÍ

“Eugenio Montale: Día y noche”: AQUÍ

Bibliografía:

Ossi di seppia (Huesos de sepia) – 1925
Le occasioni (Las ocasiones) – 1939
Finisterre – 1943
Quaderno di traduzioni – 1948
La bufera e altro (El vendaval y otras cosas) – 1956
Farfalla di Dinard (Mariposa de Dinard) 1956
Xenia – 1966
Auto da fè – 1966
Fuori di casa (Fuera de casa) – 1969
Satura – 1971
Diario del ’71 y del ’72 – 1973
Sulla poesia (Sobre la poesía) – 1976
Quaderno di quattro anni (Cuaderno de cuatro años) – 1977
Altri versi – 1980
Diario póstumo – 1996

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...

You Might Also Like

No Comments

  • Reply Giuseppe Ungaretti: Sin más peso | Trianarts octubre 30, 2014 at 1:48 pm

    […] serie poética que publicó entre 1942 y 1961: “La vida de un hombre”, le convirtieron junto a Eugenio Montale y Salvatore Quasimodo, en uno de los fundadores y miembro destacado de la escuela hermética […]

  • Reply Eugenio Montale: Encuentro | Trianarts diciembre 1, 2014 at 1:23 am

    […] “Eugenio Montale: Los limones”: AQUÍ […]

  • Reply Umberto Saba: Invierno | Trianarts diciembre 30, 2014 at 11:16 pm

    […] Poli, seudónimo de Umberto Saba, nació en Trieste, Italia, el 9 de marzo de 1883. Fue junto con Eugenio Montale, Salvatore Quasimodo y Giuseppe Ungaretti, miembro de la generación de poetas italianos más […]

  • Reply Recordando a Umberto Saba: Después de la tristeza | Trianarts diciembre 30, 2014 at 11:18 pm

    […] Poli, seudónimo de Umberto Saba, nació en Trieste, Italia, el 9 de marzo de 1883. Fue junto con Eugenio Montale, Salvatore Quasimodo y Giuseppe Ungaretti, miembro de la generación de poetas italianos más […]

  • Reply Umberto Saba: Cenizas | Trianarts febrero 13, 2015 at 1:04 am

    […] Poli, seudónimo de Umberto Saba, nació en Trieste, Italia, el 9 de marzo de 1883. Fue junto con Eugenio Montale, Salvatore Quasimodo y Giuseppe Ungaretti, miembro de la generación de poetas italianos más […]

  • Reply Giuseppe Ungaretti: Vigilia » Trianarts abril 13, 2015 at 10:08 pm

    […] serie poética que publicó entre 1942 y 1961: “La vida de un hombre”, le convirtió junto a Eugenio Montale y Salvatore Quasimodo, en uno de los fundadores y miembro destacado de la escuela hermética […]

  • Reply Mi recuerdo a Giuseppe Ungaretti: La Piedad » Trianarts junio 2, 2015 at 1:11 am

    […] serie poética que publicó entre 1942 y 1961: “La vida de un hombre”, le convirtió junto a Eugenio Montale y Salvatore Quasimodo, en uno de los fundadores y miembro destacado de la escuela hermética […]

  • Reply Giuseppe Ungaretti: Caín - Trianarts julio 25, 2015 at 4:14 pm

    […] serie poética que publicó entre 1942 y 1961: “La vida de un hombre”, le convirtió junto a Eugenio Montale y Salvatore Quasimodo, en uno de los fundadores y miembro destacado de la escuela hermética […]

  • Reply Eugenio Montale: Encuentro - Trianarts agosto 23, 2015 at 10:58 pm

    […] “Eugenio Montale: Los limones”: AQUÍ […]

  • Reply Bitacoras.com septiembre 12, 2015 at 1:16 am

    Información Bitacoras.com

    Valora en Bitacoras.com: “Pregunto en vano al llano donde una bruma vacila entre relámpagos y se esfuma entre techos dispersos, a la fiebre escondida de los trenes rápidos…” EM Mi recuerdo al Premio Nobel italiano en el aniversario de su muerte. “Los..…

  • Reply Mi recuerdo a Eugenio Montale: El lago de Annecy - Trianarts octubre 12, 2015 at 1:46 am

    […] “Eugenio Montale: Los limones”: AQUÍ […]

  • Reply Giuseppe Ungaretti: Quietud - Trianarts noviembre 12, 2015 at 4:04 pm

    […] serie poética que publicó entre 1942 y 1961: “La vida de un hombre”, le convirtió junto a Eugenio Montale y Salvatore Quasimodo, en uno de los fundadores y miembro destacado de la escuela hermética […]

  • Reply Giuseppe Ungaretti: Calma, de Sentimiento del tiempo - Trianarts noviembre 12, 2015 at 4:15 pm

    […] serie poética que publicó entre 1942 y 1961: “La vida de un hombre”, le convirtió junto a Eugenio Montale y Salvatore Quasimodo, en uno de los fundadores y miembro destacado de la escuela hermética […]

  • Reply Giuseppe Ungaretti: El ángel del pobre - Trianarts noviembre 12, 2015 at 4:23 pm

    […] serie poética que publicó entre 1942 y 1961: “La vida de un hombre”, le convirtió junto a Eugenio Montale y Salvatore Quasimodo, en uno de los fundadores y miembro destacado de la escuela hermética […]

  • Deja un comentario