Poesia

Luis Cernuda: 1936

febrero 24, 2014


«…Su sangre se apresura en sus venas, al tiempo apresurando:
El pasado, tan breve, revive en el presente…»

LC

«1936»

Recuérdalo tú y recuérdalo a otros,
Cuando asqueados de la bajeza humana,
Cuando iracundos de la dureza humana:
Este hombre solo, este acto solo, esta fe sola.
Recuérdalo tú y recuérdalo a otros.

En 1961 y en ciudad extraña,
Más de un cuarto de siglo
Después. Trivial la circunstancia,
Forzado tú a pública lectura,
Por ella con aquel hombre conversaste:
Un antiguo soldado
En la Brigada Lincoln.

Veinticinco años hace, este hombre,
Sin conocer tu tierra, para él lejana
Y extraña toda, escogió ir a ella
Y en ella, si la ocasión llegaba, decidió apostar su vida,
Juzgando que la causa allá puesta al tablero
Entonces, digna era
De luchar por la fe que su vida llenaba.

Que aquella causa aparezca perdida,
Nada importa;
Que tantos otros, pretendiendo fe en ella
Sólo atendieran a ellos mismos,
Importa menos.
Lo que importa y nos basta es la fe de uno.

Por eso otra vez hoy la causa te aparece
Como en aquellos días:
Noble y tan digna de luchar por ella.
Y su fe, la fe aquella, él la ha mantenido
A través de los años, la derrota,
Cuando todo parece traicionarla.
Mas esa fe, te dices, es lo que sólo importa.

Gracias, compañero, gracias
Por el ejemplo. Gracias por que me dices
Que el hombre es noble.
Nada importa que tan pocos lo sean:
Uno, uno tan sólo basta
Como testigo irrefutable
De toda la nobleza humana.

Luis Cernuda

De: La realidad y el deseo, 1924-1962 – XI – Desolación de la quimera
Recogido en: Luis Cernuda – Poesía completa – Volumen I
Ed. Siruela 1993©
ISBN: 84-7844-185-5 (Del volumen I)

Luis Cernuda Bidón nació en la calle Acetres de Sevilla, el 21 de septiembre de 1902.
Aún Sevilla, su tierra natal no le ha hecho justicia.
Fue sin duda uno de los más grandes poetas de la Generación del 27′, tantos años olvidado, o peor, ignorado por muchos, mas no en el corazón y en la memoria de los que amamos su poesía.
Estudió Derecho en la Universidad de Sevilla, carrera que terminó en 1926.
En 1925 conoció a Juan Ramón Jiménez y publicó sus primeros poemas en Revista de Occidente.
En 1927 publicó su primer libro lírico, Perfil del aire.
En 1928, tras morir su madre, marcha a Madrid, donde ese mismo año conoció a Vicente Aleixandre; en noviembre Pedro Salinas, que había sido profesor suyo en Sevilla, le ayuda a conseguir un lectorado de español en la Universidad de Toulouse; viaja también a París.
Volvió a Madrid en 1929 y desde 1930 trabajó en la librería de León Sánchez Cuesa, asistió a diversas tertulias en compañía de Vicente Aleixandre y de Federico García Lorca.
Así mismo se involucró en el proyecto de las Misiones Pedagógicas, primero en la sección Bibliotecas y más tarde en el Museo ambulante; con ellos recorrió los pueblos de Castilla y Andalucía y conoció a Ramón Gaya y al pintor Gregorio Prieto; colaboró además en la revista Octubre de Rafael Alberti, en 1933.
En 1936, poco antes de estallar la Guerra Civil, intervino en el homenaje a Valle-Inclán y publicó la primera edición de su obra poética completa hasta entonces, bajo el título de La realidad y el deseo.
Se entera del asesinato de Federico García Lorca y le escribe una sentida elegía, A un poeta muerto (F. G. L.), cuyos dos últimos párrafos fueron censurados.
Pasó dos meses como agregado de la Embajada Española en París y volvió a Madrid, donde se alistó en el Batallón Alpino; con él fue enviado a la Sierra de Guadarrama. En abril de 1937 se trasladó a Valencia, donde colaboró con Hora de España y publica la citada elegía a Lorca.
El día 14 de abril de 1938, Cernuda abandonó España para siempre huyendo de la Guerra Civil, nunca más volvería a ella.
Cedamos la voz al poeta:
«Atrás quedaba tu tierra sangrante y en ruinas. La última estación al otro lado de la frontera, donde te separaste de ella, era sólo un esqueleto de metal retorcido, sin cristales, sin muros un esqueleto desenterrado al que la luz postrera del día abandonaba.
¿Que puede el hombre contra la locura de todos? Y sin volver los ojos ni presentir el futuro, saliste al mundo extraño desde tu tierra en secreto ya extraña.”
(LC)
Junto a esas pertenencias, lleva como bien más preciado el manuscrito de varios poemas que serían el germen de uno de sus más grandes libros, “Las nubes”, «Noche de Luna», “A un poeta muerto” (FGL), “Elegía Española” (I), “Scherzo para un elfo”, “Soñando la muerte”, “Sentimiento de otoño”, “A Larra con unas violetas” (1837-1937) y “Lamento y esperanza”. Son poemas que formarían parte del libro en el que se incluyen textos tan desolados como “Un español habla de su tierra”.
Murió tras sufrir un infarto de miocardio, en su exilio de México, DF, el día 5 de noviembre de 1963.

También de Luis Cernuda en este blog:

«Luis Cernuda: Peregrino»: AQUÍ

«Luis Cernuda: La primavera»: AQUÍ

«Luis Cernuda: Un español habla de su tierra»: AQUÍ

«Luis Cernuda: Linterna roja»: AQUÍ

«Luis Cernuda: Donde habite el olvido»: AQUÍ

«Luis Cernuda: Cordura»: AQUÍ

«Luis Cernuda: Desolación de la quimera»: AQUÍ

«Luis Cernuda: Hacia la tierra»: AQUÍ

«Luis Cernuda: Pájaros en la mano, de Ocnos»: AQUÍ

«Luis Cernuda: Tristeza del recuerdo»: AQUÍ

«Luis Cernuda: Las islas»: AQUÍ

«Luis Cernuda: ¿Son todos felices?»: AQUÍ

«Luis Cernuda: Vientres sentados»: AQUÍ

«Luis Cernuda: De qué país»: AQUÍ

«Luis Cernuda: Despedida»: AQUÍ

«Luis Cernuda: Díptico español»: AQUÍ

«Luis Cernuda: Los fantasmas del deseo»: AQUÍ

«Luis Cernuda: Del otro lado»: AQUÍ

«Luis Cernuda: Mitad de la vida»: AQUÍ

«Luis Cernuda: Unos cuerpos son como flores»: AQUÍ

«Luis Cernuda: La riada, de Ocnos»: AQUÍ

«Luis Cernuda: La casa, de Ocnos»: AQUÍ

«Luis Cernuda: Si el hombre pudiera decir lo que ama…»: AQUÍ

«Luis Cernuda: A sus paisanos»: AQUÍ

«Luis Cernuda: País»: AQUÍ

«Luis Cernuda: No es nada»: AQUÍ

«Luis Cernuda: A un poeta muerto (FGL)»: AQUÍ

«Luis Cernuda: Un muchacho andaluz»: AQUÍ

«Luis Cernuda: Impresión de destierro»: AQUÍ

«Luis Cernuda: Noche de luna, de Las nubes»: AQUÍ

«Luis Cernuda: Pregones, de Ocnos»: AQUÍ

«Luis Cernuda: La casa, de Ocnos: AQUÍ

«Luis Cernuda: Las tiendas, de Ocnos»: AQUÍ

«Luis Cernuda: La Universidad, en Ocnos» 

Luis Cernuda: El mirlo, de Ocnos»: AQUÍ

«Luis Cernuda: El vicio, de Ocnos»: AQUÍ

«Luis Cernuda: Escrito en el agua, de Ocnos»: AQUÍ

«Luis Cernuda: La Poesía, de Ocnos»: AQUÍ

«Luis Cernuda: La ciudad a distancia, de Ocnos»: AQUÍ

«Luis Cernuda: Atardecer, en Ocnos»: AQUÍ

«Sevilla, los Jardines de Murillo, la primavera y Luis Cernuda: El Vicio, de Ocnos»: AQUÍ

«Luis Cernuda, Sevilla y el azahar: Luna llena en Semana Santa»: AQUÍ

«Sevilla, el Alcázar en invierno y Cernuda: Escondido en los muros»: AQUÍ

«Sevilla, Luis Cernuda: El otoño, de Ocnos»: AQUÍ

«Luis Cernuda «Ocnos su Sevilla – El magnolio»:AQUÍ  

«Luis Cernuda: La Poesía»: AQUÍ 

«Luis Cernuda – El viento y el alma»: AQUÍ

«Luis Cernuda: Tarde oscura, de Como quien espera el alba»: AQUÍ

«Luis Cernuda: Peregrino, de La Realidad y el Deseo»: AQUÍ

«Luis Cernuda: Déjame esta voz»: AQUÍ 

«Luis Cernuda: Lamento y esperanza»: AQUÍ 

«Luis Cernuda: Deseo»: AQUÍ

«Luis Cernuda: No decía palabras»: AQUÍ

«Luis Cernuda – Contigo – A donde el corazón te lleve»: AQUÍ

«Luis Cernuda: A un poeta muerto (FGL)»: AQUÍ 

«Luis Cernuda… Como llenarte, soledad»: AQUÍ

«Luis Cernuda: Elegía anticipada»: AQUÍ

«Luis Cernuda: Lectura de su poesía hoy en Sevilla»: AQUÍ

Bibliografía:

Perfil del aire – 1927
Égloga, elegía, oda – 1927-28
Los placeres prohibidos, – 1929-1931
Donde habite el olvido – 1934
Las nubes – 1940 – 1943
Ocnos – 1942 1.ª ed. (Ampliada en 1949 y 1963)
Como quien espera el alba – 1947
Vivir sin estar viviendo – 1944–1949
Variaciones sobre tema mexicano – 1952
Con las horas contadas, de 1950–1956
Poemas para un cuerpo – 1957
Desolación de la Quimera – 1962.
Estudios sobre poesía española contemporánea, 1957, o Poesía y literatura, I y II, 1960 – 1964 (En este estudio, Cernuda reivindica a Ramón de Campoamor, manifiesta su admiración por su amigo Federico García Lorca y enjuicia con severidad la poesía de Rubén Darío, Juan Ramón Jiménez, Pedro Salinas y Jorge Guillén.
Luis Cernuda – Poesía completa. Obras completas, Volumen I. Ediciones Siruela.1993.
Luis Cernuda, Antología – Cátedra, 1984.
Luis Cernuda, Intermedio, (antología) – Pre-Textos, 2004.

You Might Also Like

No Comments

  • Reply Bitacoras.com febrero 24, 2014 at 5:52 pm

    Información Bitacoras.com

    Valora en Bitacoras.com: “…Su sangre se apresura en sus venas, al tiempo apresurando: El pasado, tan breve, revive en el presente…” LC “1936″ Recuérdalo tú y recuérdalo a otros, Cuando asqueados de la bajeza humana, Cuando iracundos de…

  • Reply Luis Cernuda: Pregones, de Ocnos | Trianarts abril 16, 2014 at 6:34 pm

    […] “Luis Cernuda: 1936″: AQUÍ […]

  • Reply Luis Cernuda: A un poeta muerto (FGL) | Trianarts agosto 18, 2014 at 6:21 am

    […] “Luis Cernuda: 1936″: AQUÍ […]

  • Reply Recordando a Luis Cernuda: El viento y el alma | Trianarts septiembre 10, 2014 at 1:13 am

    […] “Luis Cernuda: 1936″: AQUÍ […]

  • Reply Luis Cernuda: El magnolio, de Ocnos | Trianarts septiembre 10, 2014 at 2:21 am

    […] “Luis Cernuda: 1936″: AQUÍ […]

  • Reply Luis Cernuda… siempre en mi vida: Deseo | Trianarts diciembre 8, 2014 at 2:11 am

    […] “Luis Cernuda: 1936″: AQUÍ […]

  • Responder a Bitacoras.com Cancelar respuesta

    Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.